Info
 

CENTROS CULTURALES COMUNITARIOS

Esta Experiencia depende de Boulogne - Municipalidad de San Isidro, provincia de Buenos Aires

Calle: 9 de Julio 526
Localidad: Boulogne
Código Postal: 1642
Teléfono: 011-45123386
Sitio Web: http://www.sanisidro.gov.ar/
Cantidad de Habitantes: 291505
Organismo del municipio que implementó la experiencia.
Fundación Crear Vale la Pena

Características generales de la iniciativa
La propuesta que desarrollamos es "arte y organización social", un programa de inclusión e integración social que utiliza el arte como herramienta privilegiada para la promoción de las personas en contexto de pobreza.

El objetivo es lograr que la idea "arte y organización social" se consolide como un modelo de desarrollo viable, que contribuya al mejoramiento de la calidad de vida a través del doble propósito de facilitar la integración de personas en situación de exclusión social y recuperar el valor de la cultura como motor de la vida social.

El proyecto trabaja a favor del fortalecimiento de centros culturales comunitarios (C.C.C.) como espacios de inclusión social para poblaciones en situación de pobreza. Estos centros operan como generadores de bienes institucionales. Es decir, alientan un estado de cosas en un tiempo y espacio determinados donde las personas, a traves de procesos de educación y producción artí­stica, aprenden a desarrollar la capacidad creativa, sin esperar la colaboración de circunstancias favorables.

La idea consiste en el armado de un circuito cultural entre centros de dentro y fuera de contextos de pobreza con producciones artí­sticas hechas en colaboración entre jóvenes artí­stas de dentro y fuera de los barrios pobres.

También es parte de la idea de "arte y organización social", la instalación de un discurso que integre visiones novedosas en la producción artí­stica con desarrollos de pensamiento alternativo en materia de gestión social, generación de sistemas solidarios, nuevos actores y escenarios sociales y visiones crí­ticas y creativas de la lógica dominante.

Estos C.C.C. se proponen:
  • Colaborar en la generación de ámbitos de pertenencia y participación institucional
  • Alentar actividades que favorecen la construcción de una identidad social acreditada para los que viven en situación de exclusión
  • Facilitar el acceso a la educación artí­stica a un amplio sector de la población, y de la juventud especialmente, que en este paí­s no tendrí­an acceso
  • Capacitar personas en profesiones artí­sticas como medio de vida.
  • Desarrollar con el arte una herramienta de integración social para una sociedad fragmentada por la creciente desigualdad, que permite ser replicada respetando la diversidad de cada población.

En la actualidad existen tres centros culturales comunitarios en los cuales se desarrollan más de 85 cursos y cuentan con una población de 800 alumnos y más de 2500 personas que se acercan anualmente a algunas de las propuestas culturales que se llevan a cabo en los mismos. En cada C.C.C. se reúne un equipo de trabajadores comunitarios, que participan como alumnos en los centros y trabajan en forma permanente para el sostenimento del proyecto. Son más de 50 los integrantes de estos grupos barriales, que se capacitan en torno a temas de desarrollo de recursos, producción artí­stica y administración cultural para fortalecer la acción desde los centros.

De los 44 docentes que se encuentran trabajando, el 36 % se formó en los centros culturales comunitarios de Crear Vale la Pena.

Para lograr que, en un futuro, estos espacios comunitarios resulten autogestivos y sustentables es imprescindible el compromiso y la participación de las personas que concurren a los centros en todos los niveles de la organización.

Dentro de estos centros se desarrollan producciones artí­sticas en las que se integran en los procesos de creación artistas jóvenes de los barrios en situación de pobreza con otros jóvenes artistas, representantes de las nuevas tendencias en el arte contemporáneo. Esto permite generar dinámicas de inclusión social y empowerment
por una doble ví­a. Por un lado los artistas de barrios pobres refuerzan la confianza en sí­ mismos generando ví­nculos de pertenencia en ámbitos donde la diversidad es una fuente de riqueza y no de violencia, se sienten acompañados en su proceso de socialización y reconocimiento en una sociedad que regularmente los excluye y discrimina. Por el otro, los jóvenes de fuera de los contextos de pobreza, aprenden a salir del aislamiento y falta de criterios de organización comunitaria para sus propias actividades fuera de contextos de pobreza.


Recursos humanos involucrados
Las propias del desarrollo de una acción de campo, de una organización diversificada en varios espacios fí­sicos, con muchas personas en diversos roles, cerca de 800 alumnos, más 50 voluntarios, más 45 docentes, etc.

Financiamiento
Estimado en $ 20.000 mensuales

Evaluación del impacto de la Experiencia
Muchas personas han producido modificaciones en sus vidas y la proyección personal y social ha modificado su entorno. La experiencia involucra más de 700 personas entre docentes alumnos voluntarios lideres y coordinadores del programa, tres nuevos espacios culturales y comunitarios que tienden a la autogestión se han desarrollado.

¿Qué aprendizaje institucional significó el desarrollo de la experiencia?. ¿Este aprendizaje, ha dado lugar a iniciativas específicas?
La organización toda está involucrada hasta hoy en el proyecto local.


Enlaces
Municipios | BEL |  Biblioteca Digital |  Mundo Urbano | Capacitación | Investigación |  AsistenciaTécnica | Publicaciones | Microrregiones
Universidad Nacional de Quilmes - Roque Sáenz Peña 352 - Tel: 4365-7100 Fax: 4365-7101 Int. 206